Archidiocesis de Toledo

Dios escribe recto en renglones torcidos

, Noticias


Salta, Cae, Confía…

“Salta al vacío, porque Él te espera. 

Salta al vacío porque Él ya lo hizo por ti.

Salta al vacío como yo lo hice cuando escuché a su mensajero. 

Salta, salta, salta…”

Una y otra vez me lo repetía la bella doncella 

del pequeño y desconocido pueblo,

la bella doncella madre del Inmolado, 

la bella doncella, la primera saltadora.

 

Y yo… y yo salté y volé, y soñé cosas inmensas, 

y esperé grandes pruebas

y recordé pasados momentos… y caí. 

Y caí por no soñar ínfimas obras de grande amor,

por despreciar pequeñas pruebas, 

por deleitarme en el pasado y no valorar el presente.

Y caí… sin poder levantarme

 

Y caí, sin poder levantarme solo, 

sin poder volver a mirar hacia lo alto solo, 

sin poder tocar de nuevo el cielo solo; 

pero caí para poder ser recogido de la miseria

por Aquel que saltó primero, 

para poder ser iluminado en mi apreciar de las maravillas, 

para poder ser llevado de nuevo a tocar las nubes.

 

Y a veces es necesario caer para no desfallecer, 

a veces es necesario caer para ver que no estás solo, 

a veces es necesario caer para valorar al que saltó antes que tú, 

para valorar a la que confió a ciegas en el principio de tu nueva vida, 

A veces es necesario caer para confiar en él. 

Architoledo
Seminario Menor De Toledo

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies